Cómo cuidar y proteger la vista de los más pequeños

Enviado por Superfriends el
Cómo cuidar y proteger la vista de los más pequeños

Cómo cuidar la vista de nuestros hijos

En primer lugar hay que prestar atención a cualquier cambio o síntomas que, como padres o educadores, observemos en los niños. En nuestra guardería en Valencia, a menudo detectamos problemas en la visión de los pequeños que, de inmediato, ponemos en contacto de sus padres para que reciban atención especializada a través de nuestra enfermería.

Especialistas infantiles de la visión

Existen especialistas, que ofrecen servicios diferenciados para el cuidado de la vista infantil:

  • Oculistas u oftalmólogos. Son médicos que han seguido la especialidad de oftalmología. Estos profesionales pueden examinar la vista, practicar intervenciones quirúrgicas o recetar medicinas.
  • Oftalmólogos pediátricos. Pediatras que están especializados en los problemas de visión de los niños.
  • Optometristas. Ofrecen un servicio parecido al de los oculistas aunque no pueden realizar tratamientos quirúrgicos ya que no son médicos. Muchos de ellos están especializados en los problemas de visión infantil.
  • Ópticos. Especialistas encargados de graduar y adaptar las lentes o gafas.

Todos ellos pueden indicarnos cómo cuidar la vista de nuestros hijos, detectar si el niño ve mal, si puede usar lentillas, etc.

Revisiones periódicas

  • Los recién nacidos han de someterse a un completo examen general, llevado a cabo por un pediatra o médico de familia. Los recién nacidos de algo riesgo con antecedentes de problemas visuales, han de ser examinados por un oftalmólogo pediátrico.
  • Durante el primer año, las revisiones han de ser habituales.
  • Durante la etapa de educación preescolar, el pediatra o médico de familia someterá al niño a pruebas de agudeza visual y nitidez.
  • A los 5 años, habrán de someterse a revisiones de la vista y alineación ocular. Si los niños no superen estas pruebas, serán remitidos al pediatra oftalmológico.
  • A partid de esta edad, se deberán tener en cuenta posibles indicios de problemas de visión: bizqueos, dolores de cabeza… En esta etapa, los profesores también suelen darse cuenta de si el niño tiene problemas para ver de cerca o de lejos.
  • Los niños que utilicen lentillas o gafas deben someterse a revisiones periódicas por su oftalmólogo pediátrico para controlar o detectar posibles anomalías o cambios.

Recuerda que las revisiones periódicas son fundamentales para detectar y atajar a tiempo los posibles problemas de visión de tu hijo y para evitar que vayan a más.

Superfriends: Su futuro empieza aquí

Foto Flickr | Torrey Wiley