Desinfección de las aulas por el COVID-19

Enviado por Superfriends el
Desinfección de las aulas por el COVID-19

En Superfriends ya empezamos a prepararnos para poder volver a acoger a nuestros pequeños en las aulas. En la situación que estamos viviendo es fundamental tomar todas las medidas de seguridad. Solo de esta manera conseguiremos una vuelta a la normalidad sin riesgos.

Para ello, desde nuestro centro bilingüe barajamos diferentes opciones para realizar la desinfección de nuestras aulas debido al COVID-19. Finalmente, haremos este procedimiento mediante el uso del Ozono. ¿Conoces este método? ¿Por qué va a garantizar la seguridad de tu hijo cuando vuelva a nuestro centro? Te contamos todo el proceso.

¿Qué es el Ozono y cuál es su eficacia?

El Ozono está reconocido por la OMS como uno de los desinfectantes más eficaces frente a todo tipo de microorganismos. Con concentraciones de ozono de 0,1-0,2 mg/L.min se puede llegar a conseguir el 99% de inactivación de rotavirus y poliovirus, según la agencia de protección ambiental de EEUU. Estos microorganismos están clasificados en el mismo Grupo IV que el Coronavirus. Por lo tanto, su efectividad para desinfectar espacios donde el virus pueda estar presente es muy elevada.

Además, el ozono es ecológico y muy respetuoso con el medio ambiente. Diferentes expertos aseguran que es un tratamiento rápido y eficaz. No requiere de una gran mano de obra y, además, solamente se alimenta de electricidad y aire. Sus características le han llevado a ser utilizado mundialmente como desinfectante en la potabilización de aguas y en tratamientos de depuración y desinfección.

¿Cómo funciona un aparato de ozono?

Para que funcione, el generador de ozono debe conectarse a la corriente eléctrica. Entonces es cuando comienza el proceso de transformación de las moléculas de oxígeno presentes en el ambiente en ozono, gracias a una reacción química.

Esta reacción consiste en, a través de una descarga eléctrica que tiene lugar dentro de la lámpara generadora de ozono donde va a parar el oxígeno, se rompen los enlaces de la molécula. De esta manera, se dejan dos átomos de oxígeno libres, que se asocian con una molécula de oxígeno que no se ha dividido. Y así es como se crea el ozono.

Cuando esto se aplica sobre las superficies, el ozono se convierte rápidamente en oxígeno. Esto aporta limpieza y desinfección en todos los lugares donde se haya aplicado.

Seguridad frente a la desinfección con Ozono

Algo que se debe tener en cuenta antes de realizar una desinfección con Ozono es que, si no se realiza de una forma adecuada, este proceso puede ser perjudicial en su aplicación. En Superfriends somos conscientes de ello, por eso seguimos las medidas indicadas para el tratamiento en nuestras aulas:

  • No se aplicará en presencia de personas y se realizará con el tiempo necesario para que no sea perjudicial.
  • Las personas que lo apliquen contarán con los equipos de protección adecuados para ello.
  • Ventilaremos todos los espacios donde se realice este procedimiento antes de volver a usarlos.
  • El ozono es un producto que puede reaccionar con sustancias inflamables. Así que antes de su aplicación hemos comprobado que es totalmente seguro realizar este tratamiento en nuestras aulas.

En Superfriends estamos deseando volver a nuestra actividad con la mayor normalidad posible. Pero somos responsables y nos hacemos cargo de la situación complicada que está viviendo la sociedad.

Por lo tanto, estamos tomando decisiones que afiancen la seguridad para los más pequeños. Si quieres más información sobre nuestro centro infantil bilingüe, no dudes en contactar con nosotros. ¡En Superfriends estamos a tu disposición!